Hoy inicia aplicación de tercera dosis como refuerzo contra el COVID-19.

Coxen Hole, Roatán, 1-12-21.

Una vacuna es cualquier preparación cuya función es la de generar del organismo inmunidad frente a una determinada enfermedad, estimulándolo para que produzca anticuerpos que luego actuarán protegiéndolo frente a futuras infecciones, ya que el sistema inmune podrá reconocer el agente infeccioso y lo destruirá. Se trata de un medicamento biológico constituido a partir de microorganismos (bacterias o virus), muertos o atenuados, o productos derivados de ellos.

En realidad, lo que hacen las vacunas es engañar al organismo y concretamente al sistema inmunológico, haciéndole pensar que está siendo atacado por un agente infeccioso y obligándole a defenderse. El microorganismo inoculado con la vacuna está muerto o muy debilitado (atenuado), por lo que no reviste ningún peligro para el niño; pero es suficiente para que su sistema inmune reaccione generando anticuerpos contra él y con ellos adquiriendo una memoria inmunitaria que le permitirá reconocer ese microorganismo concreto y eliminarlo.


Desde su descubrimiento, las vacunas han sido, junto a la potabilización del agua, la medida de prevención que más beneficios ha aportado a la humanidad. Enfermedades que antes eran epidémicas y que originaban una gran mortalidad ahora están erradicadas en todo el mundo (viruela), casi erradicadas (poliomelitis o sarampión) o controladas (hepatitis B, tétanos, difteria, meningitis meningocócica o tos ferina).

Las vacunas constituyen una de las medidas sanitarias que mayor beneficio ha producido y sigue produciendo a la humanidad, previenen enfermedades que antes causaban grandes epidemias, muertes y secuelas. Las vacunas benefician tanto a las personas vacunadas como a las personas no vacunadas y susceptibles que viven en su entorno (inmunidad de grupo).

Con el objetivo de reducir el contagio, propagación, complicaciones y muertes por el COVID-19, autoridades de la Región de Salud de Islas de la Bahía, han anunciado que este día inicia la aplicación de la tercera dosis de la vacuna contra el mortal virus del COVID-19, misma que servirá como refuerzo de las dosis recibidas seis meses atrás.

La Dra. Jayleen Coleman directora de la Region de Salud del departamento insular, dijo que,” este día hemos iniciado a reforzar con la tercera dosis de vacuna a aquellas personas que ya cumplieron los seis meses de haberse aplicado la segunda dosis de vacuna contra el COVID-19, no importa que vacuna se haya puesto en las dos primeras dosis, se estará aplicando dosis de refuerzo a toda la población de 18 años en adelante, vacunados en Honduras y el extranjero , que cumplan seis meses después de haber completado el esquema con la segunda dosis independientemente del tipo de vacuna recibida que puede ser Moderna, Pfizer, AstraZeneca”.

Como Región de Salud, hacemos el llamado de manera energética a todas aquellas personas con enfermedades inmunocomprometidas, es decir aquellas personas que por ejemplo padecen o sufren con las siguientes enfermedades: Cáncer , leucemia, pacientes que están recibiendo tratamiento de hemodiálisis , enfermedades autoinmunes, VIH/SIDA, estos pacientes deberán aplicarse la tercera dosis lo antes posible, siempre y cuando hayan completado la segunda dosis de acuerdo al esquema de vacunación”, detalló la profesional de la medicina.

Es importante destacar que ningún otro medicamento ha salvado tantas vidas como las vacunas, por lo que no vacunarse o negar la vacunación a nuestros hijos no sólo debe considerarse como un acto irresponsable de cara a su propia salud, sino frente al conjunto de la sociedad, ya que puede suponer el retorno de enfermedades ya olvidadas en muchos países.


191 visualizaciones0 comentarios